Categoría: Mundo líquido

Modificar la Ley de Garantía de la Libertad Sexual, sí o sí

El Gobierno tiene en cola grandes retos que resolver por delante, o al menos intentarlo; casi todos ellos complicados y alguno explosivo y urgentísimo. Debe cambiar aquellos artículos de la Ley de Garantía Integral de la Libertad Sexual, o la ley del solo sí es sí, que llevan a que Seguir leyendo

Una multitud nacionalista radicalizada

Por un momento, pareció que la multitud concentrada en la madrileña plaza de Cibeles rugía vociferando el añejo lema absolutista “Dios, Patria y Rey”, pero no era exactamente así. En realidad, se había caído de su boca la palabra ‘Dios’ sustituida por ‘Constitución’. ¡Menos mal! Por una vez, la Iglesia Seguir leyendo

Todo se queda en luchar por la democracia, sencillamente

El tormentoso momento político de España es, en cambio, sencillo de entender: nuestro pasado funesto quiere comerse a un presente en cambio profundo. No es una singularidad española, ocurre en buena parte de los países occidentales. No nos invade un nuevo Hitler ni otro totalitarismo militarista; la daga que busca Seguir leyendo

Concentración en Madrid: la derecha dura abre el año político

El año político-electoral 2023 – quién sabe si acaba por ser el más destructivo de la legislatura, que ya es decir – comienza para nuestras derechas el próximo sábado 21 de enero. Ese día, las derechas españolas tributarias del franquismo y la iglesia de la cruzada se dan cita en un Seguir leyendo

Acaba de comenzar 2023 y ya queremos manipularlo

Acaba de comenzar 2023, que deseamos feliz, ni venturoso ni dichoso o bueno, simplemente ¡feliz! con dos gruesos signos de admiración abriendo y de cierre. Después, el año acabará sabe dios cómo; pero en estos días de enero en fiesta, eso importa poco. Para pasarlo mal ya tendremos tiempo. Nos Seguir leyendo

Será que nos ablanda este tiempo de largo festivo

Hoy, quizás porque pasamos por días de interminable fiesta frontera entre un año que acaba con el que próximo que comienza, voy a pasear con las palabras por un camino algo diferente. ¿Por qué parece irremediable y hasta crucial el pésimo tiempo de enfrentamiento político (crispación) que venimos soportando? Bueno, Seguir leyendo

Hoy puede ser un mal día

Hoy puede ser un día funesto para la España democrática, o solo otro más de bramidos y machetazos en las trincheras de la palabra. La derecha política en la oposición, más furiosa que nunca desde que en los años setenta fuera liderada por Fraga con sus magníficos, hace tiempo que Seguir leyendo

Escandalizar no es democracia

La certeza (pobriña) está de capa caída, y deseando morir cuando estorba a los intereses de los conquistadores del momento. Uno de los grandes ángulos que le quedan al gobierno de Pedro Sánchez para resguardarse, la creación de empleo, se lo quieren cegar. Lobbies en la derecha empeñados en el Seguir leyendo

De la justicia y otros avatares

La actualidad tan azarosa, potente e insistente (tuits y gritos como bombas) aturde tanto que se nos olvida lo que sucedió ayer con el incendio que nos despertó esta mañana. Pero no todos los titulares son tan fungibles como pompas de jabón; algunos consiguen hacerse fuertes en la borrasca persistente Seguir leyendo

Cerrar

Acerca de este blog

Este blog nace de la necesidad de contar algo, por insignificante que sea, sobre todo aquello que me interesa o inquieta y que casi siempre tendrá relación con la comunicación humana en su sentido más amplio.

La política, la economía, las artes, los placeres de la vida, como la gastronomía, el cine o la literatura tienen aquí cabida. El mundo actual en crisis se ha convertido en una noria de opiniones libérrimas, con frecuencia desencajadas, que se afanan en la crítica feroz más que en tejer futuro.

Los líderes sociales de aquí y allá, lo admitan o no, se han quedado sin respuestas. Continúan sus tareas con torpeza ayudados por viejas recetas que abandonan de inmediato porque ninguna le sirve.

En esta especie de equivocación colectiva en la que estamos embarcados, este bloguero sólo pretende vivaquear en nuestro azaroso caminar a tientas con la pretensión de encontrar en alguna ocasión esa pepita de luz que nos recuerde que la esperanza es la emoción humana más necesaria de recuperar en este tiempo.