Páginas falsas

Paula Nevado
Fotografía: Paula Nevado

Arranca la corta campaña electoral oficial con el descubrimiento de un tren de mentiras: páginas falsas en Facebook y discretos asesores de comunicación dedicados a fabricar venenos para desinformar. Como si las confrontaciones electorales en democracia hubieran de resolverse con la práctica y tretas de la guerra caliente: todo vale con tal de hundir los submarinos alemanes, que decía Churchill.

Estos asesores políticos, y sus formas de hacer, sustituyen a las ideologías que desaparecen desplazadas por el oportunismo del momento. Las ideas de la izquierda y la derecha se diluyen: viva la comunicación y la mentira mezcladas en la misma retorta y servidas a cucharadas por todos los medios y, en especial, a través de las redes sociales, esos pozales de la desinformación.

Lo curioso, sin embargo, es que los spin doctor (así denominan a los salvíficos asesores políticos actuales) que tanto daño vienen infringiendo a la política noble y la convivencia apacible, se rifan entre los partidos. A todo aquel que haya intervenido en ganar una elección o colocado a su cliente en poltrona le llueven las ofertas. Y las pujas son cada día más altas si viene de triunfar en tierras lejanas, en países complejos y difíciles, en estados donde los maletines vuelan tan rápido como sus balas o es tolerada una perversidad del lenguaje tal que el racista, el machista, el ladrón o filonazi son los chicos del momento.

La España electoral que arrancó a finales de los setenta fijándose, o copiando sin más, a suecos, alemanes o franceses ya no existe o es residual; casi toda la teórica con sus planos nos llega de Norteamérica y los ejemplos prácticos de México o Argentina. En aquellas naciones – y ya en España – no se elaboran discursos y ni siquiera se recurre al famoso relato con base ideológica inspirado en los programas electorales. Las discusiones en las bases de los partidos socialdemócratas (aquel debatir constante de sus agrupaciones) desaparecen, y a los famosos círculos de Podemos se los tragó en tres días el voto electrónico y el diktat del jefe leninista.

Las elecciones se ganan degollando al adversario con mentiras difundidas de forma masiva (hace años que “radio patio” fue desbordado) como las que desvela la prensa los últimos días. Un chico de Murcia dispuso de hasta 40.000€ para levantar ocho páginas en Facebook desde las que atacar al PSOE, y al resto de partidos menos al PP, y clamar por la obtención del votante de izquierdas como la mejor manera de ayudar a regenerar a estos partidos. Descubrimos también que un asesor político,  venido de una larga estadía de diez años en México y que dice haber hecho presidente de Andalucía a Moreno Bonilla, se pone al servicio de Pablo Casado para triunfar inundando la red de mentiras, emboscado en el anonimato.

Los mensajes son cada día más raquíticos y radicales. Ni siquiera se estila el relato de un folio, pues es muy largo y nadie seguirá al candidato, aseguran. Todo se centra en vivas o mueras y la búsqueda del golpe de efecto por medio de la denuncia o la llamada de gran impacto. Así, Pablo Casado se nos presenta como una derecha liberal y moderada dos meses después de ser el predicador del Apocalipsis, y Pedro Sánchez pide la celebración en Madrid de la Cumbre del Clima, que Chile abandona dados los graves conflictos por los que atraviesa y en cuyos preparativos llevaba trabajando dos años. Pero nuestro presidente se atreve a tenerlo todo listo en un mes. La machada con reclamo electoral como forma de hacer política. La ONU ha dicho que adelante. Más leña, es la guerra.

PAULA NEVADO
A Paula Nevado, su inquietud y sensibilidad familiar, le han llevado a formarse en diferentes disciplinas creativas y trabajos artesanales. Desde hace años se las tiene con la luz y sus caprichos para adobar con ellos las imágenes que le interesan. Con esta colaboración traslada de manera abierta la búsqueda del mundo que solo puede capturar su ojo. Puedes seguir su trabajo en Instagram: @paula_nevado

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Cerrar

Acerca de este blog

Este blog nace de la necesidad de contar algo, por insignificante que sea, sobre todo aquello que me interesa o inquieta y que casi siempre tendrá relación con la comunicación humana en su sentido más amplio.

La política, la economía, las artes, los placeres de la vida, como la gastronomía, el cine o la literatura tienen aquí cabida. El mundo actual en crisis se ha convertido en una noria de opiniones libérrimas, con frecuencia desencajadas, que se afanan en la crítica feroz más que en tejer futuro.

Los líderes sociales de aquí y allá, lo admitan o no, se han quedado sin respuestas. Continúan sus tareas con torpeza ayudados por viejas recetas que abandonan de inmediato porque ninguna le sirve.

En esta especie de equivocación colectiva en la que estamos embarcados, este bloguero sólo pretende vivaquear en nuestro azaroso caminar a tientas con la pretensión de encontrar en alguna ocasión esa pepita de luz que nos recuerde que la esperanza es la emoción humana más necesaria de recuperar en este tiempo.