Gobierno hiperactivo

16 julio, 2018
Leer más

Comida en El Pardo

13 julio, 2018
Leer más

Hablar para hablar

9 julio, 2018
Leer más

Comer helados, beber pizzas

Paula Nevado

No dejo de ver los últimos días gente deleitándose con exagerados lametones al helado. Ha llegado el calor. Este es un país muy aficionado al dulce. El consumo de tartas y helados no deja de crecer año tras año. Hasta el ministro Planas se acaba de hacer eco de ello Seguir leyendo

Las manos que hablan

Paula Nevado

La madrugada del viernes 29 alumbraba en Bruselas un principio de acuerdo, o mejor un compromiso, para dar una respuesta europea a la nueva crisis migratoria que nos llega de África y Asia. Los feroces italianos en el gobierno de Roma – que en su Parlamento y ante la prensa utilizan Seguir leyendo

La Plaza Sintagma vista desde La Alhambra

Paula Nevado

Es algo aceptado por todo el mundo que el paraje urbano (historia y mito) que se derrama desde la Alhambra hasta el río Darro y salpica con su belleza los cármenes del Albaicín, es una de las quebradas urbanas más hermosas de la tierra. Granada concentra en este espacio asombroso Seguir leyendo

Rajoy, un particular

Paula Nevado

La semana pasada, al ver a Mariano Rajoy por televisión caminando a su paso por el marítimo de Santa Pola, e informado a través de mil medios de su almuerzo en Batiste, el santuario gastronómico de ricos, clases medias pudientes y de aquellos que se las dan en la zona, Seguir leyendo

Fismuler (escalope vienés)

Paula Nevado

Con solo dos o tres salidas nocturnas por cualesquiera de las zonas de restauración creciente de Madrid llegamos a la conclusión que la capital de España es una fiesta. Su bullicio y creatividad culinaria, para la diversión y la copa, recuerdan el célebre título que Ernest Hemingway puso a los Seguir leyendo

Aquarius: la migración que desgarra Europa

Paula Nevado

La agencia de noticias informaba el jueves último que el fin de semana el puerto de Valencia recibiría en sucesivos atraques escalonados en el tiempo a los más de 620 refugiados africanos que Italia se negó a acoger. Así expuesto, parecía tratarse de los habituales los barcos, barcazas y botes Seguir leyendo

Atrévete, come un torrezno

Paula Nevado

Anoche abrí una botella de gin Nordés que me ha regalado una joven amiga con gran gentileza. Es una ginebra gallega que se vende gracias a su insólito poder de trago bravo y profundo, y no tanto -o al menos eso espero- por el texto que han preparado sus propagandistas Seguir leyendo

La importancia del jefe de prensa

Paula Nevado

Pedro Sánchez continúa asombrando con la formación de su gobierno. Sus lecturas son múltiples y la mayoría, positivas. Los medios de comunicación y analistas políticos (también la opinión pública) las vienen resaltando los últimos días: la amplia mayoría de mujeres en el Consejo, que continúa haciendo crecer la marea, ojalá Seguir leyendo

Cantabria y el riego natural

Paula Nevado

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, mantiene abiertos durante todo el tiempo diferentes frentes dialécticos que abarcan las materias más dispares: desde sus relaciones chistosas y socarronas con nuestra Casa Real y sus reyes,  hasta la exaltación de las proezas sexuales del oso pardo macho libre en las sierras Seguir leyendo

Pedro Sánchez: la mente de un deportista

Paula Nevado

Hace algo menos de dos años pregunté a un compañero de Pedro Sánchez, que jugó al baloncesto con él durante bastante tiempo, qué nota de su carácter destacaría. “Su tozudez”, dijo, “su voluntad inquebrantable”, “tiene la cabeza de un deportista de élite hecha para encajar las derrotas y soñar con Seguir leyendo

Cerrar

Acerca de este blog

Este blog nace de la necesidad de contar algo, por insignificante que sea, sobre todo aquello que me interesa o inquieta y que casi siempre tendrá relación con la comunicación humana en su sentido más amplio.

La política, la economía, las artes, los placeres de la vida, como la gastronomía, el cine o la literatura tienen aquí cabida. El mundo actual en crisis se ha convertido en una noria de opiniones libérrimas, con frecuencia desencajadas, que se afanan en la crítica feroz más que en tejer futuro.

Los líderes sociales de aquí y allá, lo admitan o no, se han quedado sin respuestas. Continúan sus tareas con torpeza ayudados por viejas recetas que abandonan de inmediato porque ninguna le sirve.

En esta especie de equivocación colectiva en la que estamos embarcados, este bloguero sólo pretende vivaquear en nuestro azaroso caminar a tientas con la pretensión de encontrar en alguna ocasión esa pepita de luz que nos recuerde que la esperanza es la emoción humana más necesaria de recuperar en este tiempo.