Y prohibirán el arroz tres delicias

23 mayo, 2019
Leer más

Historia de una fragata

20 mayo, 2019
Leer más

Ojo verde de caniche

16 mayo, 2019
Leer más

El baile de San Vito

Paula Nevado

Comienza la segunda campaña electoral con Rajoy en primera fila del mitin y Aznar en las Américas clamando por una intervención en Venezuela. El PP, atrapado por un imparable baile de San Vito, abomina ahora de Vox (ayer sangre de su sangre) y rechaza a grito pelado a la ultraderecha Seguir leyendo

Nueva York es agua

Paula Nevado

En la siempre pujante ciudad de Nueva York tienen un especial cariño por su agua corriente. El neoyorquino está orgulloso de ella y la ofrece en abundancia con todo su afecto. En el bar, el restaurante y el garito, en los actos sociales y las casas particulares siempre hay personas Seguir leyendo

Venezuela arde

Paula Nevado

El recrudecimiento de la crisis total venezolana apea de las portadas de los medios españoles la danza única de nuestro eterno proceso electoral y sus consecuencias, miedos y mil desatinos. Claro que este foco inquieto que prendemos para observar el bello país caribeño, tan amigo, no es fingido ni nuevo. Seguir leyendo

Arroz con leche salvador

Paula Nevado

Estábamos convocados desde hacía varios días para comer un arroz en casa. Tres parejas, o seis personas y la perra que siempre pulula, es el límite razonable para que se distingan las voces y pueda armarse una sola conversación, eso sí, en mesa redonda. Pero, al final, se apuntaron Chacón Seguir leyendo

Un gran triunfo de Pedro Sánchez

Paula Nevado

La victoria electoral de los socialistas y Pedro Sánchez es algo más que la vuelta del PSOE al liderazgo de la política española, tiene al menos tres significados muy relevantes: España no cae en manos de una derecha radicalizada tutelada por otra fuerza política emergente de corte y raíces franquistas, Seguir leyendo

El garbanzo y el ruiseñor

Paula Nevado

Son apenas trescientos metros cuadrados sembrados. Sus matas primaverales, que apuntaban con rabia al cielo hace dos semanas, hoy rastrean sobre la tierra ocre y húmeda. Una semana más y lograrán tocarse en sus tallos más fogosos. La primavera es así de generosa. Tres o cuatro días lluviosos y templados Seguir leyendo

Valladolid

Paula Nevado

A la capital castellana se le solía llamar fachadolid (aún ocurre) con cierta malicia y un punto de guasa. El sobrenombre, sin embargo, no viene de muy lejos. Se extendió en los últimos años 70 cuando el ocaso del franquismo tuvo en la capital del Pisuerga una cierta resistencia: policías conniventes con Seguir leyendo

Al fin un debate de todos

Paula Nevado

La campaña ha comenzado con una gran novedad: la aceptación por parte de Pedro Sánchez y el PSOE de un debate a cinco en Atresmedia. Está claro que la disrupción en política continúa manteniendo grandes adeptos. Casi nadie habría apostado por que el PSOE aceptara un debate de los cinco Seguir leyendo

Comer mata

Paula Nevado

Vivimos un tiempo en el que todo aquello que tocamos lo convertimos en espectáculo o escándalo. Al estar entre la exageración y el tremendismo, necesitamos bailar y saltar para ahuyentar el miedo y las dudas. Hasta este carnaval de vendedores de crecepelo y otros aprovechados, cómo no, hace tiempo que Seguir leyendo

Cerrar

Acerca de este blog

Este blog nace de la necesidad de contar algo, por insignificante que sea, sobre todo aquello que me interesa o inquieta y que casi siempre tendrá relación con la comunicación humana en su sentido más amplio.

La política, la economía, las artes, los placeres de la vida, como la gastronomía, el cine o la literatura tienen aquí cabida. El mundo actual en crisis se ha convertido en una noria de opiniones libérrimas, con frecuencia desencajadas, que se afanan en la crítica feroz más que en tejer futuro.

Los líderes sociales de aquí y allá, lo admitan o no, se han quedado sin respuestas. Continúan sus tareas con torpeza ayudados por viejas recetas que abandonan de inmediato porque ninguna le sirve.

En esta especie de equivocación colectiva en la que estamos embarcados, este bloguero sólo pretende vivaquear en nuestro azaroso caminar a tientas con la pretensión de encontrar en alguna ocasión esa pepita de luz que nos recuerde que la esperanza es la emoción humana más necesaria de recuperar en este tiempo.